Descubre Experiencias Viajes

¿¡Siempre tengo ganas de viajar!?

(Será pregunta o afirmación) 

vista desde un avión sobre Cancún, México.

A ver, todos nos hemos hecho esta pregunta ( o afirmación?) pero cuales serian los motivos principales por lo que sentimos esta ‘ansiedad’ de viajar? 

Ya sea porque ‘ necesito un descanso’, ‘tengo algunos asuntos que arreglar’, ‘quiero conocer otras culturas’, ‘aprender otro idioma’, ‘quiero probar la comida del mundo’, ‘Es que tengo un amigo ahí’, y muchas otras razones, pero al final del día ‘Cualquier pretexto es bueno para viajar’. 

¿Por qué nos gusta viajar?

Está pregunta es fácil de responder, y se debe a qué simplemente nos saca de nuestra rutina. Desde pequeños tenemos la necesidad de descubrir todo aquello que está frente a nosotros, somos curiosos por naturaleza, las formas, los colores, los sabores, las caras, etc… 

Viajar contrarresta esa sensación adormilada de estar en un solo lugar por mucho tiempo, (como cuando se te duerme la pierna y al moverla tienes un golpe de sensaciones) 

Empezamos a tener curiosidad de lo que hay allá afuera, queremos saber si los mitos de ciertos lugares son reales, si la comida de tal ciudad es tan buena como se dice, queremos experimentar la sensación de cruzar cierta avenida famosa o estar en el lugar que creías que solo existían en las historias. 

Además de todo, los viajes nos llenan de sensaciones indescriptibles, que van desde el momento en que despega el avión hasta perderte en alguna ciudad por primera vez. Esa incertidumbre de lo qué hay más allá de lo que estas acostumbrado a tener en el día a día, inclusive puedes volverte adicto a la sensación de adrenalina que experimentas en situaciones que te sacan de tu comodidad. 

Viajar por primera vez definitivamente es uno de esos momentos, yo lo describiría como si la incertidumbre y adrenalina se mezclaran dentro de ti y solo existen dos salidas: 

1- Esa mezcla de sensaciones te impulsan a continuar y descubrir mucho más. Después regresar a tu país de origen sera el problema.  Nadie te podrá detener. 

2- Decides qué tal vez esto no es lo tuyo y prefieres vivir con tranquilidad y estabilidad en tu país. De igual manera, nadie te podrá detener. 

Con cualquiera que te identifiques, al final del día, el movernos nos enseña a adaptarnos, a respetar, a valorar, a escuchar y abrir nuestra mente a nuevas ideas y oportunidades. 

Así que dime, para ti que seria?:  tienes ganas de viajar? o SIEMPRE TENGO GANAS DE VIAJAR! 

Déjanos escucharte. 

    2 Responses

  1. Muchas de las bonitas experiencias que tengo en mi vida han sido viajando. El primer viaje fue cuando estaba pequeño pero la edad no importo, porque hasta el día de hoy lo tengo marcado en mi vida.
    Visitar lugares es una experiencia increíble, conocer buenas personas en el camino y probar su comida es bueno. Definitivamente no dejare de viajar!

  2. Los viajes siempre son catárticos, nos ayudan a sentirnos mejor, una vez un amigo me contó que sufría una ruptura amorosa, sus amigos lo invitaron a un viaje y durante todo el tiempo solo pensaba y disfrutaba de la experiencia, sirvió para despejar su mente un rato y sentirse con tranquilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *